Amnistía Internacional España

La resolución aprobada hoy en el Consejo de Derechos Humanos de la ONU para encargar a un grupo de expertos internacionales que investiguen los abusos cometidos por todas las partes en el conflicto de Yemen representa un avance crucial, ha manifestado Amnistía Internacional, señalando que preparará el terreno para que se haga justicia a las incontables víctimas de abusos perpetrados contra los derechos humanos y violaciones graves del derecho internacional, incluidos crímenes de guerra.
La resolución se ha aprobado hoy por consenso, tras intensas negociaciones. Es el resultado de años de trabajo de campaña y captación de apoyos realizado por organizaciones yemeníes de derechos humanos, así como por Amnistía Internacional y otras organizaciones internacionales.“Esta resolución es una victoria para la población yemení, cuyo sufrimiento a manos de todas las partes en el conflicto ha sido ignorado por la comunidad internacional. Ofrece esperanza a quienes piden justicia y puede servir de trampolín para la rendición de cuentas“, ha manifestado Anna Neistat, directora general de Investigación de Amnistía Internacional.“Con la aprobación de esta resolución hoy, el Consejo de Derechos Humanos ha respondido por fin a los reiterados llamamientos formulados por el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos y por grupos nacionales e internacionales para que se establezca un mecanismo de investigación de las violaciones del derecho internacional cometidas en Yemen. Teniendo en cuenta lo que se ha tardado en tomar la decisión, es imperativo que el grupo de expertos se establezca lo antes posible y cuente con medios suficientes para iniciar su labor sin demora, con la colaboración plena de todas las partes en el conflicto.“Aunque la campaña ha sido larga y ha encontrado muchos obstáculos, la resolución de hoy es un claro recordatorio de que, cuando los Estados miembros del Consejo de Derechos Humanos cumplen con su responsabilidad de poner los derechos humanos por delante de sus intereses políticos, pueden preparar el terreno para que los responsables de atrocidades tengan que rendir cuentas. También transmite a todas las partes en el conflicto de Yemen el mensaje inequívoco de que su conducta será sometida a examen y los abusos que han cometido no quedarán impunes.”Información complementariaDurante los últimos dos años y medio, todas las partes en el conflicto de Yemen han infringido de manera flagrante el derecho internacional. Los bombardeos indiscriminados, las detenciones arbitrarias, las desapariciones forzadas y la vertiginosa crisis humanitaria han destrozado numerosas vidas civiles. Durante todo este tiempo, el Consejo de Seguridad y el Consejo de Derechos Humanos de la ONU se han abstenido reiteradamente de tomar medidas significativas para garantizar que los autores de tales crímenes son sometidos a un verdadero escrutinio.En 2015, Arabia Saudí bloqueó en la práctica los intentos de iniciar una investigación presentando ella misma un proyecto de resolución. Al año pasado, el grupo árabe, dirigido por Arabia Saudí, hizo el gesto meramente simbólico de modificar una resolución incorporando expertos internacionales a la oficina de Yemen del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos con la única intención de reforzar el trabajo de la Comisión Nacional Yemení. Ninguna de estas estas medidas ha comportado perspectivas realistas de rendición de cuentas.

Deja un comentario

En periodismohumano queremos que los comentarios enriquezcan el debate o la noticia. Por eso hay unas normas de decoro a la hora de comentar. Comenta sobre contenido que acabas de leer y evita el abuso de mayúsculas. Si tu texto tiene varios enlaces, puede que tarde un rato en aparecer. Los comentarios son libres y abiertos pero eliminaremos toda referencia que consideremos insultante o irrespetuosa